Ideas

Por zam gtz. Hace 6 meses En creatividad.

Un verdadero creativo deja de creer para ponerse a crear.

Imagina a Miguel Ángel presumiendo sus bosquejos de la Capilla Sixtina, del Moisés y del David; imagínalo siendo famoso solo por contar ideas que en un universo alterno nunca realizó.

Pues no, ¿verdad?

El genio renacentista pasó a la historia precisamente por la altura de sus obras realizadas, poniendo así la vara alta (acaso inalcanzable) en disciplinas como la pintura y la escultura.

Recordamos a este genio por lo que sí materializó, por sus ideas llevadas a la realidad que cambiaron la historia del arte y del ser humano.

Te cuento esto porque hoy escuchamos a muchos hablar de proyectos que nunca se realizan, falsos creativos que se la pasan contando ideas que jamás sucederán.

Y la creatividad precisamente se trata de crear, y ahí es donde está el valor.

Por eso si queremos ser creativos de verdad, materialicemos las ideas para comprobar nuestras hipótesis y afinar los proyectos hasta que lleguen a su punto máximo.

Olvidamos pues, que creatividad viene de la capacidad de crear, no solo de imaginar.

Al respecto, hice este carrusel para instagram.

Y es que, vivimos en una época de celebritismo exagerado, de mucho rollo donde salen voces a decir y hablar de proyectos que nunca suceden y de experiencia que no tienen.

 

Publicamos para no pasarnos la vida corrigiendo borradores.
– Borges

La creatividad se trata de culminar la idea

Dijo Borges que publicamos para no pasarnos la vida corrigiendo borradores, porque esa es la culminación de la creatividad: publicar, lanzar proyectos, generar realidades, en lugar de perfeccionar eternamente nuestras ideas.

Tú y yo conocemos a muchas personas con libretas llenas de ideas; hemos estado en muchísimas conversaciones e incluso procesos de proyectos que pintaban muy bien pero que jamás vieron la luz, ya sea por una o por otra razón, a veces por no exponerse.

Y es que esa, tal vez, es la parte más difícil: la ejecución y la publicación de las ideas.

El creativo que no mete los goles

Aquí es donde entra en juego un concepto de trabajo en equipo permitiéndome una analogía futbolera: no todos somos goleadores.

Algunos somos porteros, defensas, medios, pasadores, lo que sea; pero solo algunos fueron bendecidos con la capacidad de llevar el balón a las redes ajenas. Necesitan de balones, sí; pero la puntería que los buenos delanteros tienen jamás será sustituida por ningún otro talento en el campo.

¿Qué te quiero decir con esto? Que si tú no eres goleador, haz equipo con alguien que sí. Y si lo eres pero no te llegan balones, júntate con quien te lance buenas ideas. Porque la creatividad es también una actividad colectiva; porque un buen creativo se asegura que se ejecute la idea, aunque esto implique pasar el balón, aunque se deba desprender de su idea.

Y esto debería ser un punto de partida para articular nuestros equipos de trabajo creativo y de innovación, me refiero a cubrir al menos estas posiciones: el que entiende los requerimientos y oportunidades, el que idea las soluciones y finalmente, el que las ejecuta. A veces, solo a veces, una persona puede desempeñar más de un rol; pero creo que no es lo ideal.

De creadores a creadores

Lamentablemente, en estas épocas se ha desvirtuado el concepto de creador; ya que lo estamos asociando a los creadores de contenido. Y digo que es lamentable, porque abundan quienes generan contenido sin tener credenciales, sin haber acumulado la experiencia que te da la gran cantidad de proyectos con éxito y sin éxito durante el tiempo suficiente para poder compartir hallazgos y consejos.

A quienes sí tienen esas credenciales, a esos es a quienes debemos hacerles caso.

Esos son los verdaderos creativos.

Así que te aconsejo que audites tus referencias creativas: pregúntate qué proyectos han realizado, con qué calidad e índice de éxito (y no del fracaso como mucho se dice).

En pocas palabras

Tratando de resumir toda esta idea en conceptos cortos, digamos lo siguiente:

  1. La creatividad se trata de crear.
  2. Un creativo consuma sus ideas.
  3. Si no eres goleador, haz equipo y pásale tu idea a quien la ejecute.
  4. Dejemos de poner atención a cualquier creador de contenido.
  5. Publica tus ideas, no perfecciones borradores eternamente.

¡Hola!





    .




    .




    .

    *Protegido de spam, claro.